Subasta en Vivo
slogan
UN LOGRO DE CONSTANCIA Y  TRABAJO EN EQUIPO

UN LOGRO DE CONSTANCIA Y TRABAJO EN EQUIPO

El 10 de Noviembre de este año 2014, Servicios de Inspección de Salud de Animales  y Plantas (APHIS, por sus siglas en inglés) otorgó al Estado de Sonora  la homologación de las dos zonas sanitarias en lo que se refiere a tuberculosis bovina, llegando ambas a obtener el estatus de  Modificado Acreditado Avanzado (MAA).
Este reconocimiento es el resultado de un gran trabajo conjunto entre ganaderos, autoridades federales y estatales de todos los niveles desde 1992, cuando se inicio la campaña de erradicación de la tuberculosis y brucelosis bovina en el Estado, probándose la  totalidad  de los hatos ganaderos, proceso que terminó en 1994.
A partir de 1994 se iniciaron otras medidas que nos permitieron seguir avanzando, como el monitoreo en rastros, cubriendo el 98% del ganado sacrificado. También se continuaron con mini-barridos en zonas de alta prevalencia, como fue el sur del Estado en su momento.
En 1996, la SAGARPA reconoce a Sonora en fase de erradicación en Tuberculosis Bovina y con el fin de buscar más reconocimientos para Sonora, en 1999 se propuso la zonificación del Estado en zona norte 85% y sur 15%, que tenía una prevalencia mayor de la enfermedad, propuesta que fue aceptada por USDA en 2001.
Esta medida permitió la exportación de machos y hembras  de la zona norte sin prueba de tuberculina, lo cual se ha venido haciendo hasta la fecha.
Desde el años 2006, el Departamento de Agricultura de los Estados Unidos (USDA), no ha reportado ningún caso de TB en los rastros de ese país que procedan de Sonora.
Esto es muestra del buen trabajo en equipo realizado por todos los interesados, especialmente por los consejos directivos de Unión Ganadera, como el actual presidido por el Ing. Luis Sierra Maldonado, que se comprometió a lograr para la región sur del Estado, la homologación como parte de sus compromisos con los ganaderos sonorenses:  UN RETO CUMPLIDO.
Todo lo anterior es una breve reseña del gran trabajo de campo como de escritorio realizado por todos los ganaderos y autoridades, que se reflejan en beneficios económicos significativos para los productores. Así mismo nos compromete a seguir siendo observantes de todas las medidas sanitarias y de movilización que nos permitan conservar lo ya logrado y continuar en la dirección correcta, en busca de más reconocimientos  para la ganadería del Estado.
Por último, la Unión Ganadera Regional de Sonora hace un reconocimiento a todos aquellos ganaderos que entendieron que la sanidad es de interés público y no de unos pocos, y aceptaron la liquidación parcial o total de sus hatos en beneficio de la gran mayoría de los compañeros ganaderos.
¡Gracias a todos ellos!